[meteor_slideshow slideshow=”noticia-122″]

Jóvenes infractores de ley, tanto hombres como mujeres, entre los 14 y 20 años y también jefas de hogar, proveniente del Programa Integrado -exitoso proyecto de Fundación Paternitas, para mayores de 18 años- cuyos miembros han estado vinculados al mundo delictual, son intervenidos, a través de un novedoso Programa llamado “Formando en Familia 2014”, perteneciente también la Fundación.

El trabajo se realiza a través de una tutora que diagnóstica y orienta a través del acompañamiento personalizado, y de la participación en talleres y cursos.
El plan contempla dos áreas muy importantes, taller productivo y capacitación integral. El costo promedio mensual de cada beneficiario es de aproximadamente $350.000.

El Taller Productivo consiste en desarrollar un proceso integral que dura 6 meses y tiene dos ejes fundamentales; prepararlos para el trabajo a través de la participación en un oficio, confeccionando manteles de pic-nic, que luego Paternitas vende a empresas colaboradoras, los que participan en el taller son bonificados económicamente.

El otro eje fundamental y MÁS importante aún es que durante el proceso el objetivo es formarlos concretamente en hábitos y ordenar integralmente a la persona en los aspectos más relevantes de la vida, cumplido lo anterior los beneficiarios son insertados en puestos de trabajo.

Durante el proceso se van sumando exigencias, el primer mes se trabaja en forma teórica el tema de prevención de drogas a través de talleres prácticos grupales, acompañado siempre de la tutora. Al mes siguiente es una exigencia para permanecer en el proceso, iniciar un tratamiento de drogas ambulatorio. Todo se desarrolla en concordancia con aspectos fundamentales tales como familia, escolarización, regularización jurídica, etc.

El taller trabaja al año con 24 jóvenes (12 el primer semestre y 12 el segundo) y con sus familias, ya sea directamente, haciéndolas partícipes de otros talleres de capacitación integral o a través de encuentros familiares, en Paternitas, o en el domicilio, orientados a dar más apoyo y contención al proceso del joven. Entiéndase por lo anterior espacios de mediación familiar, asesoría en habilidades parentales, relación de pareja, etc.

Capacitación Integral:

Los cuatro cursos de 2 meses y para 20 personas cada uno -de capacitación integral al año, apuntan a promover un espacio de enriquecimiento complementario y generar mayor empatía, además han roto con la tradición de entregar sólo un oficio y atendiendo a la necesidad de los usuarios está compuesto de 3 aspectos: Módulo de Desarrollo Personal espacio de auto-conocimiento, fortalecimiento de la auto-estima, promoción de habilidades parentales, liderazgos positivos y relaciones sanas. Descubrirse y valorarse como persona.

Módulo de Educación Cívica y Apresto Laboral destinado a la formación de la persona en cuanto a un ser social, sus deberes y derechos; proyecto de vida; habilidades para el trabajo; presupuesto familiar y consejos prácticos que ayudan a tomar mejores decisiones haciendo uso de las herramientas internas que cada usuario tiene. Descubrirse y valorarse como ser social.
Y finalmente el Módulo de oficio, varía de un curso de otro, pero este año los oficios que serán certificados a través de SENCE son: Gastronomía Internacional, Estética de manos y pies, Ayudante de cocina y Cuidado del enfermo.