[meteor_slideshow slideshow=”noticia-91″]

En Jueves Santo y con la presencia de jóvenes, de ambos sexos, de entre 16 y 18 años -que han cometido los más diversos delitos- el Pdte. de la Fundación Paternitas, Nicolás Vial, reprodujo el humilde gesto de amor, que tuvo Jesús con los 12 discípulos, y realizó el Lavado de Pies a varios de estos adolescentes.

Esta misa, que se realizó en el Centro de internación provisoria del Sename, es ya una tradición, desde hace 5 años que el sacerdote realiza esta humilde ofrenda con este sector abandonado de la sociedad.

Los jóvenes se prepararon semanas previas realizando los Sacramentos de la Confesión y comprometiéndose así a darle una giro a sus vidas y cuando salgan en libertad, ser mejores personas, si se les dan las oportunidades.

Cabe destacar que todo lo anterior fue posible gracias por el apoyo, colaboración y coordinación del personal de Sename, quienes hicieron un trabajo en conjunto con los jóvenes.

Finalmente el padre Vial, durante la Eucaristía, les dedicó especialmente unas palabras de aliento: “la sangre de Cristo con este sacrificio de la cruz blanquea nuestros pecados, cuando estén tristes y deprimidos”, recuerden que aunque hayan cometido el pecado más grande, si muestran arrepentimiento serán perdonados”.

Luego de la homilía el Pdte. de la Fundación Paternitas , procede ejecutar el lavado de pies, para que se lleven las bendiciones -tanto para ellos como para sus seres queridos- según les recalcó el presbítero.

Los jóvenes se manifestaron tranquilos y respetuosos durante la ceremonia. Varios expresaron su alegría por esta preocupación, lo que los reconforta y devuelve esperanzas, para salir adelante y romper el círculo de la delincuencia.